Este sitio hace uso de cookies propias y de terceros para analizar ciertos hábitos durante su navegación y ofrecerle publicidad adaptada a sus intereses. Al seguir navegando entendemos que acepta nuestra Política de Cookies.

Aceptar
Abrir menú

Consum y El Corte Inglés digitalizantiendas y procesos

En Europa, algunas cadenas han comenzado a introducir la inteligencia artificial para mejorar la experiencia de cliente, así como actualizar en tiempo real sus stocks. Albert Heijn, cadena de supermercados de los Países Bajos integrada en el conglomerado Ahold Delhaize, cuenta con la solución ‘Predict My List’ (‘Predice mi lista’) que, a través de la recopilación, almacenaje y análisis de datos de compras físicas y online, predice y recomienda listas de la compra optimizadas, productos alternativos y recetas, entre otros, a los usuarios. Además, está probando el concepto ‘Tap to Go’ en cuatro de sus tiendas, en las que el cliente puede pagar un producto con solo tocar el estante en el que se encuentra con su tarjeta o móvil y marcharse, y ha conectado sus tiendas y su cadena de suministro mediante Big Data, IA y aprendizaje automático para optimizar la gestión del inventario. La italiana Coop., por su parte, dispone del chatbot ‘ShoppY’ integrado en su perfil de Facebook que, mediante el aprendizaje automático a partir de los datos de la lista de la compra, ofrece recomendaciones, notificaciones de ofertas, ayuda a encontrar productos en la tienda e incluso avisa a los clientes cuando las tiendas cercanas a ellos están abiertas. Asimismo, puede recuperar listas anteriores y actualizarlas. Para optimizar la reposición de sus lineales, Coop. ha instalado sensores en los supermercados para recopilar datos en tiempo real del stock de los mismos.

En nuestro país, el proceso de transformación digital del sector de distribución alimentaria en nuestro país va más lento, dado que hasta el momento las cadenas han priorizado la apertura de establecimientos y que el ecommerce en alimentación aún representa una pequeña parte de los ingresos. Sin embargo, en los últimos tiempos comienzan a aumentar sus inversiones dirigidas a la digitalización del punto de venta y sus tiendas online. La cooperativa valenciana Consum destinó 15,1 M en 2018 a innovación y digitalización, lo que supone un presupuesto un 52% mayor que el de 2017. En la actualidad centrada en pruebas de cartelería digital, la cadena ha implantado el pasado año, en colaboración con Itab España, el sistema de gestión de turnos en 140 supermercados propios, proyecto que espera extender en los próximos dos años a sus más de 450 tiendas propias. Asismismo, ha comenzado un programa piloto en cinco de sus establecimientos de Valencia, Alicante y Tarragona para la implantación de etiquetas digitales para los precios de productos, con el fin de mejorar la comunicación digital con el cliente, contribuir a la sostenibilidad con la reducción de papel y tinta y mejorar la gestión del punto de venta gracias a la reducción y automatización de procesos internos. Para Manuel García, director de socio-cliente y marketing de Consum, “uno de los principales retos del sector retail es la adaptación del punto de venta a las nuevas tecnologías. Esto supone una gran inversión en las tiendas, ya que los avances tecnológicos cambian y avanzan constantemente”.

Las distribuidoras avanzan en su transformación digital

Las distribuidoras avanzan en su transformación digital

El Corte Inglés, por su parte, dentro de una estrategia digital basa en la omnicanalidad, firmó un acuerdo, a finales de 2018, con Alibaba, para desarrollar una “estrecha colaboración” en las áreas de comercio minorista y distribución, servicios de ‘cloud computing’, innovación digital y pagos a través del móvil. En el ámbito de la tecnología, el grupo podrá acceder a un paquete integral de soluciones tecnológicas proporcionado por Alibaba Cloud, que incluye el análisis de big data para la toma de decisiones empresariales en tiempo real, así como herramientas de inteligencia artificial que ofrecen la personalización de la oferta para una mejor experiencia de cliente. Durante la última junta de accionistas, su presidenta, Marta Álvarez, señaló que “no hay dos clientes, uno digital y el otro físico. Hay un solo cliente, al que debemos servir por todos los medios y por el canal que decida”. En este sentido, incidió en que la compañía se encuentra en un proceso de avance y “nuestro siguiente paso será el lanzamiento, antes de fin de año, de la App de El Corte Inglés, que cambiará la forma de comunicarnos con nuestros clientes”. En el último ejercicio, el grupo puso en marcha Instagram Shopping, que facilita la compra desde esta red social.



Compartir por e-mail

Recibe nuestras Newsletters

¿Ya estás registrado? Gestionar sin cuenta Alimarket

Marca los sectores que te interesan y recibirás una newsletter diaria con los titulares de las principales noticias

<

Gestiona tus preferencias a nuestras Newsletters

Recibirás un mail de acceso para gestionar tus preferencias de newsletters