Este sitio hace uso de cookies propias y de terceros para analizar ciertos hábitos durante su navegación y ofrecerle publicidad adaptada a sus intereses. Al seguir navegando entendemos que acepta nuestra Política de Cookies.

Aceptar
Abrir menú

¿Qué es la Certificación RAL 992 para lavanderías industriales?

¿Qué es la Certificación RAL 992 para lavanderías industriales?

En 2040, según la Universidad de Washington de Seattle, la población española será la más longeva del planeta, llegando a una media de casi 86 años.Por otro lado, los avances en medicina a favor de la cura del cáncer no cesan de ofrecer noticias alentadoras para su tratamiento; como que el Hospital Vall d´Herbron, con el equipo de Joan Seoaone (Director de Investigación Traslacional del VHIO), haya desarrollado un fármaco que evita la metástasis. No obstante, la humanidad afronta nuevas enfermedades, tales como las relacionadas con la obesidad o la contaminación atmosférica. Dentro de estas nuevas amenazas se encuentra la mutación constante de virus y bacterias.

La Organización Mundial de la Salud anuncia que la resistencia a los antibióticos por parte de elementos patógenos es hoy una de las mayores amenazas para la humanidad y el uso indebido de medicamentos acelera este proceso, exponiendo a la población a verdaderas pandemias.

Por otro lado, las infecciones nosocomiales, es decir, las enfermedades que contraen los ciudadanos o trabajadores al entrar en contacto con un centro hospitalario, provocan un alto número de defunciones. Al año, se estima que unas 3.200 personas mueren por este tipo de infecciones en España. La higiene y la limpieza, no solo en las habitaciones y quirófanos, sino del propio tejido sanitario (sabanas, pijamas, fundas de almohada, etc.) favorece notablemente la prevención frente a infecciones de esta naturaleza.

Como respuesta a todas estas inquietudes, a mediados de los años 50 en Alemania, nace una nueva normativa encaminada a la mejora continua en la calidad del lavado y la higiene textil. La norma RAL 992, avalada por lo mayores agentes alemanes en el lavado y confección textil, fue perfeccionándose en distintos campos, como el hospitalario, el hotelero y la restauración.

Durante su desarrollo, dicha norma fue enriqueciéndose gracias a la supervisión del Robert Koch Insitute. Era necesario establecer los parámetros válidos para conocer si un tejido, durante su proceso de lavado y desinfección, había sido correctamente higienizado.

Situación en nuestro país

En España, sigue sin existir una regulación o normativa vigente que regule estos procesos de higienización. Todo se basa en diseñar barreras sanitarias (es decir, una separación física, entre la zona de limpio y de sucio de una lavandería). Por ejemplo, en la recepción de la ropa en las prensas de túnel (ubicadas en las cestas o en las paredes del último módulo), se producen acumulaciones de colonias de hongos y bacterias que deben ser correctamente eliminadas. De otra manera, de poco sirve diseñar barreras sanitarias para evitar dichas contaminaciones.

La Certificación RAL 992 va dirigida a cualquier centro de lavado (por lo general lavanderías industriales) que procese cualquier tipo de tejido (hospitalario, hotelero, de restauración, etc.). Básicamente, el Instituto Hohenstein, envía a estos centros unas tiras textiles de algodón 100%, para ser procesadas durante 50 ciclos de lavado, sea en túnel o lavadora. Una vez realizados los lavabos, se devuelven al Instituto para comprobar parámetros como la reducción de la resistencia, el deterioro químico de la fibra, la incrustación de la materia orgánica, así como otros relacionados con la calidad de la blancura.

Una vez pasadas las pruebas (por lo general son dos tiras el primer año), se va renovando la certificación anualmente según el tonelaje: a mas Kg/día, más tiras anuales de realizan (por ejemplo, para 7 toneladas se procesan 8 tiras al año).

Después de obtenida la Certificación RAL 992/1 de calidad de lavado, la lavandería esta lista para acometer el segundo nivel de certificación, el de Higiene Textil RAL 992/2. Con ella, se analizan los puntos críticos de la lavandería donde puede producirse una contaminación cruzada de la ropa; no sólo en el proceso de lavado, sino en el de acabado y expedición. Mediante biondicadores con placas Rodac y bajo los parámetros del Robert Kock Institute, se van analizando los valores obtenidos en ropa húmeda y seca. Hay que tener muy presente que no sólo los pacientes del hospital, sino que los mismos operarios de la lavandería, están constantemente expuestos a cualquier tipo de contagio al manipular la ropa, sobre todo en la clasificación en sucio antes del lavado.

Debates en cuanto a la temperatura de lavado

Uno de los debates más intensos y apasionantes en la actualidad es fijar cuál es la temperatura óptima de lavado. Por un lado, la mayoría de empresas de detergencia del sector están ofreciendo productos en los que se asegura una desinfección total con temperaturas inferiores a los 40°C. Pero por otro, hay estudios científicos que demuestran que existen virus y esporas que aguantan temperaturas superiores a los 70°C (incluso hay gestores de lavandería que abogan por el estándar de 90°C durante 10 min). Lo correcto es establecer controles bacteriológicos periódicos en la lavandería, para confirmar que no hay contaminación de ningún tipo. En Francia, por ejemplo, se ha empezado a crear la figura de experto en biocontaminación dentro de las lavanderías hospitalarias.

Los niveles de higienización del textil no solo deberían de preocupar a las lavanderías hospitalarias y el sector hotelero tendría que favorecer una mayor desinfección de su ropa cama y baño. Hay que tener en cuenta que, sobre una misma cama, pasan al año miles de personas con posibles enfermedades transmisoras.Además, el Instituto Hohenstein también se enfoca en el mercado de las residencias, ya que esta tipología de cliente supone un estrato social de alto riesgo por enfermedades nosocomiales.

La certificación RAL 992 permite, en conclusión, atajar los altos costes para el mercado textil y sanitario. La implementación de esta certificación supone para el sector del renting de ropa un alargamiento de la vida útil del tejido de entre el 20% y el 30%. Hace unos meses, un lavandero japonés de 6/8tn día, confirmó que con la implementación de esta certificación obtuvo un ahorro anual de 6.000.000 M de yenes (unos 50.000 €), en la compra de ropa (Lavandería Meike Laundry). En la actualidad, ya son más de 450 lavanderías industriales certificadas en el mundo, compartiendo conocimientos constantemente y mejorando los procesos y la gestión dentro de sus centros.

Lavar es como cocinar, todos los ingredientes son esenciales en su justa medida (agua, temperatura, acción mecánica, etc.) para encontrar el punto de equilibrio entre ropa higienizada, sin que sufra desgaste físico que acorte su uso.



Compartir por e-mail

Suscríbete a nuestras Newsletters

¿Ya estás registrado? Gestionar sin cuenta Alimarket

Marca los sectores que te interesan y recibirás una newsletter diaria con los titulares de las principales noticias

<

Gestiona tus preferencias a nuestras Newsletters

Recibirás un mail de acceso para gestionar tus preferencias de newsletters