Este sitio hace uso de cookies propias y de terceros para analizar ciertos hábitos durante su navegación y ofrecerle publicidad adaptada a sus intereses. Al seguir navegando entendemos que acepta nuestra Política de Cookies.

Aceptar
Abrir menú

El sector de masas congeladas perdió un 17,6% de su facturación en 2020

La pandemia pasa factura a la industria de la panificación a granel en España

El sector de masas congeladas perdió un 17,6% de su facturación en 2020

La pandemia del Covid llevó a la industria nacional de masas congeladas a experimentar durante 2020 una crisis sin precedentes en sus más de 30 años de trayectoria en España."El confinamiento de varios meses primero; el cierre del canal horeca después; la caída del turismo a niveles de 1960, o la crisis del pequeño comercio alimentario por la desconfianza de la clientela a acceder a espacios cerrados" son los motivos que enumera el presidente de ASEMAC, Felipe Ruano, para entender el impacto de esta crisis, apuntando también a cambios en los hábitos de compra y de consumo, que abrían motivado un cierto grado de trasvase desde los panes de corteza, normalmente entregados manualmente dentro de una bolsa, a panes directamente envasados.

Como consecuencia de todo esto, la producción de panadería, bollería y repostería en temperatura negativa en España sufrió un importante recorte en la producción, pasando de 942.675 t de 2019 a las 825.441 t con que se cerró 2020, lo que supone un descenso del 12,4%. La caída ha sido más acusada en el segmento de bollería, que ha pasado de las 185.373 t a las 153.986 t de 2020, lo que se traduce en una disminución del 16,9%. Por su parte, la producción de productos de panadería se reducía un 11,3%, pasando de 757.302 t en a 671.455 t.

Este descenso en la producción se ha visto incrementado en más de cinco puntos porcentuales si nos fijamos en el dato de facturación, cuya caída alcanzaba el 17,6%, pasando de los 1.376 M€ de 2019 a los 1.134 M€ de 2020. Especialmente significativo ha sido el descenso en la facturación de productos de bollería (-20,7%), al pasar de 528 M€ a 419 M€ en 2020. El segmento de panadería también ha visto recortada su facturación, en este caso un 15,7%, pasando de 848 M€ a 715 M€.

Desde ASEMAC estiman que las cifras del primer trimestre de 2021 no mejorarán, debido al cierre intermitente del canal horeca en determinadas comunidades autónomas y el lento progreso de vacunación frente al COVID19. "El segundo trimestre no será tan malo como el del año pasado, por supuesto, y ahí habrá un crecimiento; el resto del año tenemos que confiar en que se pueda recuperar una parte del turismo y parte de la vida normal en el último semestre o, al menos, en el tercer cuatrimestre. De ser así creo que podríamos recuperar gran parte de lo perdido en 2020 y volver a empezar bien en el año 2022, aunque seguramente hasta 2023 no estaremos en cifras como las del pasado 2019. La crisis económica normalmente tiene unas consecuencias más largas que la crisis sanitaria”, ha concluido el presidente de ASEMAC.



Compartir por e-mail

Recibe nuestras Newsletters

¿Ya estás registrado? Gestionar sin cuenta Alimarket

Marca los sectores que te interesan y recibirás una newsletter diaria con los titulares de las principales noticias

<

Gestiona tus preferencias a nuestras Newsletters

Recibirás un mail de acceso para gestionar tus preferencias de newsletters