Este sitio hace uso de cookies propias y de terceros para analizar ciertos hábitos durante su navegación y ofrecerle publicidad adaptada a sus intereses. Al seguir navegando entendemos que acepta nuestra Política de Cookies.

Aceptar
Abrir menú

Alfredo Sanz (CGATE): "La llegada de los fondos europeos será crucial para la descarbonización del parque edificado"

Alfredo Sanz Corma, presidente del Consejo General de la Arquitectura Técnica de España (CGATE), analiza la situación y perspectivas del sector de la edificación en España con motivo de la celebración de Contart 2022, el encuentro de los profesionales de la arquitectura técnica que se celebrará el 12 y 13 de mayo en Toledo.

Alfredo Sanz (CGATE): La llegada de los fondos europeos será crucial para la descarbonización del parque edificado
Alfredo Sanz

Alimarket Construcción: ¿Cuáles serán los principales ejes o temas centrales que se tratarán en la próxima edición de Contart , la convención internacional de la arquitectura técnica que se celebrará del 12 al 13 de mayo en Toledo?

Alfredo Sanz: Esta edición está centrada principalmente en la rehabilitación de edificios con criterios de sostenibilidad y eficiencia energética. De hecho, el lema que preside todo el encuentro es ‘Comprometidos con la rehabilitación’. Bajo esta declaración de intenciones, la convención quiere ser un espacio para el diálogo y el intercambio, donde abordar temas de especial calado para el sector, como los decretos de ayudas a la rehabilitación, el Libro del Edificio Existente o el papel del agente rehabilitador, entre otros. Además, se desarrollarán varios encuentros técnicos para los profesionales, así como diferentes actos sociales, donde poder intercambiar experiencias e impresiones con los asistentes al encuentro.

A.C.: ¿Qué cifras manejan para esta edición de Contart? ¿Igualarán las registradas antes de la pandemia?

A.S.: No solo creo que las igualaremos, sino que las vamos a superar. A falta de casi un mes para el inicio de la convención, llevamos más de 500 inscritos, así que con los rezagados de última hora (las dos últimas semanas siempre son las más fuertes) esperamos batir todos los récords de asistencia.
Por una parte, tras tener que suspender la celebración de Contart 2020, que tenía que haberse celebrado en Ibiza, los compañeros tienen muchas ganas de volver a reunirse para debatir sobre los temas que nos preocupan. Además, la recién recuperada presencialidad, tras todos estos meses, nos invita a celebrarlo con un encuentro como este, de alto nivel técnico y con la participación de un amplio espectro de agentes del sector.

A.C.: La pandemia y el confinamiento mostró las carencias de muchas viviendas en España, ¿cree que ha servido para cambiar el diseño de muchos proyectos o realmente no ha supuesto muchos cambios?

A.S.: Más que los diseños lo que ha cambiado son los requerimientos que los ciudadanos piden a las viviendas que quieren adquirir o alquilar: con espacios abiertos y versátiles, en los que puedan desarrollar diferentes actividades. Justo antes del comienzo de la pandemia realizamos el estudio ‘¿Cómo decidimos la compra de una vivienda?’ en el que se daba respuesta a todas las cuestiones relacionadas con el análisis del proceso de decisión.

Las conclusiones fueron muy sorprendentes, porque los españoles se guiaban por factores como el precio (86%), la ubicación (81%), el estado de conservación del edificio (93%) y la calidad de los materiales de construcción (91%), pero no prestaban apenas atención a la eficiencia energética. El confinamiento y la actual crisis energética van a cambiar, a buen seguro, estas percepciones.

A.C.: ¿Qué puede suponer la llegada de los fondos europeos al negocio de la rehabilitación? ¿Hasta qué punto puede ser clave para conseguir, como usted ha comentado, la descarbonización del parque edificado?

A.S.: Es crucial. Nosotros estamos completamente convencidos de las virtudes de la rehabilitación energética de edificios, que no consideramos un gasto sino una inversión, con un pronto retorno económico en forma de ahorros en las facturas energéticas. Pero no sabemos siempre transmitir a la sociedad las ventajas de este tipo de intervenciones por lo que los ciudadanos son reacios a emprender obras que, a veces son costosas y causan molestias a sus ocupantes.

Gracias a la llegada de estos fondos europeos, no solo los ciudadanos rehabilitarán sus viviendas particulares. También las comunidades de propietarios tienen la gran ocasión de mejorar energéticamente sus edificios, para ahorrar energía y evitar emisiones contaminantes a la atmósfera. No debemos perder esta oportunidad.

"La construcción modular nos permite acortar hasta un 30% el tiempo de ejecución de la obra y facilita el ahorro de costes en el desplazamiento de los materiales"

Alfredo Sanz (CGATE):

A.C.: A la crisis de la materias primas y falta de mano de obra cualificada se le suma ahora una guerra en Ucrania, ¿Hasta qué punto considera que todos esos inconvenientes pueden frenar el crecimiento de la edificación, que llevaba ya un par de años en línea ascendente?

A.S.: Todos estos factores nos preocupan y son amenazas reales. La situación sociopolítica de Europa es complicada y no podemos obviar que todos los países tenemos una importante dependencia económica de la energía rusa. Esto nos hace reflexionar, una vez más, en la importancia de rehabilitar nuestros hogares para reducir la demanda y el consumo de calefacción, algo que podemos conseguir con la instalación, por ejemplo, de un buen sistema de aislamiento. Desde el CGATE preferimos ver la botella medio llena y pensar que, poco a poco, todos estos desafíos se irán convirtiendo en oportunidades para que el sector siga creciendo.

A.C.: ¿Cómo valoran que cada vez haya más promotoras y constructoras que empiecen a apostar por incorporar más elementos industrializados en sus promociones? ¿Sigue siendo algo residual o realmente se aprecia está apuesta?, ¿De qué modo el uso de estos elementos facilita el trabajo de arquitectos y arquitectos técnicos?

A.S.: Vemos muchísimas oportunidades en la irrupción de la construcción modular. Este sistema constructivo nos permite acortar hasta un 30% el tiempo de ejecución de la obra; facilita el ahorro de costes en el desplazamiento de los materiales, y nos concede un mayor control sobre la trazabilidad de los productos y soluciones empleadas, así como sobre todo el proceso de construcción. De esta manera, como arquitectos técnicos, conseguimos controlar todas las fases del proyecto y, lo que es más importante, reducir la huella ambiental del edificio a lo largo de toda su vida útil. Otra ventaja a tener en cuenta es el beneficio medioambiental. La construcción industrializada nos permitirá separar con mayor rapidez y eficacia los componentes del edificio, incrementando así la tasa de material reciclado en obra.

A.C.: Las promotoras están apostando por el build to rent y algunas incluso están acometiendo proyectos de viviendas para alquiler que basadas en módulos habitacionales que replicarán en todas sus promociones. ¿Qué les parece este tipo concreto de viviendas en serie que dejan poco margen para la creatividad y la personalización? ¿Pueden crear una tendencia en España?

A.S.: Este tipo de viviendas destinadas al alquiler nacen para dar respuestas a problemas reales. Los precios de los alquileres se han disparado en los últimos años, sobre todo en las grandes capitales, lo que hace que las personas que quieren acceder a ellos y particularmente los jóvenes que desean emanciparse tengan que realizar una tasa de esfuerzo económico, o los ingresos que deben dedicarse a pagar el alquiler, sean excesivos.

Para solventar este problema se estima que debería ponerse en el mercado más de un millón de viviendas de alquiler asequible y esta puede ser una fórmula interesante. Debemos ser imaginativos y buscar soluciones que incluyan una colaboración público-privada para dar respuesta a las necesidades del mercado. La experiencia europea ha sido positiva, pero no siempre es fácil llegar a este tipo de colaboración público-privada y encontrar financiación para la construcción de viviendas para alquilar.

A.C.: ¿Cuáles son los grandes retos que debe afrontar la arquitectura técnica en España para los próximos años?

A.S.: Son muchos los retos que afrontamos. Algunos ya los hemos citado como nuestra responsabilidad de estar al lado de la sociedad y poder dar respuesta a sus necesidades en todo momento. Además, nuestra profesión va a tener un papel importante que jugar en el cumplimiento de los ODS ya que nuestro trabajo influye notablemente en la consecución de muchos de ellos. La descarbonización de los edificios, la rehabilitación y construcción de nuevas viviendas saludables, accesibles y confortables son también retos importantes para todos nosotros en los que ya trabajamos intensamente.



Compartir por e-mail

Recibe nuestras Newsletters

¿Ya estás registrado? Gestionar sin cuenta Alimarket

Marca los sectores que te interesan y recibirás una newsletter diaria con los titulares de las principales noticias

<

Gestiona tus preferencias a nuestras Newsletters

Recibirás un mail de acceso para gestionar tus preferencias de newsletters