Este sitio hace uso de cookies propias y de terceros para analizar ciertos hábitos durante su navegación y ofrecerle publicidad adaptada a sus intereses. Al seguir navegando entendemos que acepta nuestra Política de Cookies.

Aceptar
Abrir menú

Las personas, la verdadera revolución de la Industria 4.0

Nicolás Castrejón – Director Industrial de Grupo Mahou-San Miguel

Las personas, la verdadera revolución de la Industria 4.0

Cuando en el siglo XIX Henry Ford, el referente industrial por excelencia, decía que “un cliente puede tener su automóvil del color que desee siempre y cuando desee que sea negro”, no se imaginaba que los modelos productivos evolucionarían tanto y tan rápido.

Hoy la industria se enfrenta a un nuevo paradigma, marcado por la automatización y la conectividad, que está obligando a que las empresas nos adaptemos y nos reinventemos a más velocidad que nunca.

En esta era de la inmediatez, con tantas herramientas y tecnología a nuestro alcance, no podemos caer en la tentación de empezar la casa por el tejado. Sin asentar y consolidar ciertos procesos de automatización, asegurando su buen funcionamiento y eficiencia, será muy complejo digitalizar. Como el proceso de elaboración toda buena cerveza, el camino hacia la Industria 4.0 tiene sus etapas y tiempos y hay que respetarlos. En Mahou San Miguel lo tenemos claro y, por eso, nos estamos preparando desde hace tiempo para poder afrontar los retos del nuevo entorno de la denominada industria conectada o inteligente.

Y es que la evolución y la mejora continua forman parte de nuestro ADN y han sido una constante a lo largo de nuestros más de 129 años de historia. Nuestro saber hacer y capacidad para reinventarnos, reafirmando la esencia de lo que somos, es lo que nos está permitiendo impulsar esta transformación como referentes dentro de la industria cervecera de nuestro país. Abordamos esta transición de manera pautada, adaptándola a nuestro modelo empresarial y acometiendo los proyectos e inversiones de manera coordinada y estructurada, con las personas en el centro de todas nuestras decisiones.

Porque si por algo se está caracterizando esta cuarta revolución industrial, es por reavivar la eterna pugna entre el hombre y la máquina.

Las nuevas herramientas a nuestro alcance nos abren más posibilidades que nunca, pero de nada sirven si no van aparejadas al mejor talento para poder explotarlas al servicio del negocio. Por eso, en Mahou San Miguel tenemos muy claro que las personas son el verdadero motor de la Industria 4.0.

Como empresa líder estamos enfocados en la evolución tecnológica pero, sobre todo, en la necesaria transformación de los perfiles profesionales que necesitamos para hacerla posible. Por eso impulsamos y desarrollamos el talento interno, para adaptarlo a las necesidades del nuevo entorno, pero también trabajamos en nuestra capacidad para atraer el de fuera con un proyecto industrial atractivo, dinámico, puntero y humano.

Desde que, en los años 80, iniciamos este viaje hacia la Industria 4.0, en la compañía hemos apostado por un sistema que aúna los avances en materia de automatización y la conectividad con la gestión de procesos y personas. Si algo tenemos claro es que, para poder automatizar y digitalizar con sentido, es imprescindible basarse en el análisis y la optimización, a través de un sistema Lean que te permita conocer cuáles son los procesos eficientes que deben potenciarse y cuáles no. Nos gusta aprender de cada paso del camino, conscientes del valor de toda la información y herramientas a nuestro alcance para seguir ganando en productividad, calidad y seguridad en la elaboración de nuestras cervezas.

Ahora nuestro reto está en aprender a gestionar este nuevo ecosistema y el gran volumen de datos en tiempo real. Esta información, combinada con tecnologías de inteligencia operacional, nos permitirán seguir generando conocimiento y ganar inmediatez en nuestras decisiones, al tiempo que generamos procesos cada vez más predictivos y autoajustables que maximicen nuestra eficiencia, agilidad y competitividad.

La Industria 4.0 supone, sin lugar a duda, un salto cuantitativo y cualitativo en las operaciones de una organización, pero también tiene la capacidad de transformar los productos, la cadena de suministro y las expectativas de nuestros clientes y consumidores. En el caso del sector cervecero, nos encontramos ante un consumidor cada vez más informado y exigente, que nos demanda productos cada vez más diferenciales. Esto nos está obligando revisar nuestra manera de producir, para ser más ágiles y flexibles a la hora de dar respuestas a las tendencias del mercado. Ahora somos capaces de gestionar grandes volúmenes de producción, pero también tiradas más cortas y personalizadas, que nos permiten innovar, experimentar y llegar a perfiles de consumidores muy diferentes.

Para lograrlo estamos transformando nuestras instalaciones y procesos, pero también nuestra manera de trabajar y de abordar esta transformación como compañía. Porque nuestro gran reto no está tanto en lo tecnológico, sino en gestionar adecuadamente el cambio cultural que lleva aparejado para aprovechar al máximo las nuevas oportunidades que nos ofrece la Industria 4.0.



Compartir por e-mail

Recibe nuestras Newsletters

¿Ya estás registrado? Gestionar sin cuenta Alimarket

Marca los sectores que te interesan y recibirás una newsletter diaria con los titulares de las principales noticias

<

Gestiona tus preferencias a nuestras Newsletters

Recibirás un mail de acceso para gestionar tus preferencias de newsletters