Este sitio hace uso de cookies propias y de terceros para analizar ciertos hábitos durante su navegación y ofrecerle publicidad adaptada a sus intereses. Al seguir navegando entendemos que acepta nuestra Política de Cookies.

Aceptar
Abrir menú

Ecommerce, de balón de oxígeno a driver de futuro

Ecommerce, de balón de oxígeno a driver de futuro

Una de las claves de la actualidad y el futuro del sector es, sin duda, la venta online. Y lo es, tanto por el papel que ha jugado en los meses más duros de la pandemia y el balón de oxígeno que ha supuesto para el retail y para determinadas categorías de perfumería y cosmética, como por el crecimiento estable y la representación que podría llegar a tener en las ventas en los próximos años. Y es que antes de finalizar 2020 ya se había estabilizado en cifras superiores a las previas al confinamiento, y, tal como apuntan desde el sector, su cuota de participación es más que probable que crezca desde el 8% que representa en la actualidad. En este sentido, los crecimientos que han registrado cadenas con recorrido en este canal han crecido exponencialmente, mientras su potencial está acelerando proyectos de iniciación en el mismo por parte de otros operadores.

El comercio electrónico fue la única vía de actividad posible para muchos de ellos durante al menos dos meses. No obstante, en términos globales, durante los meses de cierre, el online fue la referencia para segmentos como perfumes y fragancias, cosmética color o solares. Como dato, fue la sección de perfumería la que más contribuyó al crecimiento del canal online en todo el universo FMCG en la semana finalizada el 3 de mayo, coincidiendo con la festividad del Día de la Madre, aportando cerca del 24% y un incremento superior al 115% respecto a las ventas en el mismo periodo del año anterior (según datos de Iri); y, en el acumulado desde la semana finalizada el 16 de febrero, la cosmética facial tendría un peso del 5,8% en la cesta de la compra online, por el 3,5% de productos capilares y el 3,5% de colonias y perfumes, seguidos de pañales desechables y productos corporales.

Si hablamos de tendencias que han venido para quedarse, y de oportunidades que pueden derivar de toda crisis, sin duda el Ecommerce se sitúa entre los primeros lugares en el mercado que nos ocupa. Con un porcentaje de ventas de aún mucho potencial de crecimiento, y las previsiones de continuidad en esta vía de compra por parte de nuevos consumidores en este campo, las cadenas de perfumería tienen una buena oportunidad en la digitalización y el desarrollo de la omnicanalidad, en una coyuntura en la que la combinación de los entornos offline y el online es primordial.

Mencionando algunos ejemplos, Douglas tiene precisamente en la omnicanalidad una de sus principales apuestas, dentro de la estrategia #ForwardBeauty que inició hace dos años. Entre sus últimos pasos en su transformación digital destacan el acuerdo con Glovo, firmado el pasado verano, para la comercialización de productos; el servicio “Belleza 3.0”, una experiencia digital de asesoramiento de belleza y maquillaje de manera virtual y con diferentes firmas; o el lanzamiento de una App.

Para Marvimundo, la formación, la atención personalizada en sus puntos de venta físicos y tienda online, y el esfuerzo por una estrategia omnicanal consistente son puntos clave. En este sentido, sus principales focos de desarrollo se centran en su Ecommerce, en el que tiene prevista la incorporación de nuevas funcionalidades y servicios orientados a mejorar la experiencia de compra.

Por su parte, el retailer canario Fund Grube, que está dando prioridad al ámbito digital y su combinación con el punto de venta físico, está duplicando las cifras de venta online en lo que llevamos de año, un canal al que otorga aún mucho recorrido. Y es que el impulso que la venta online ha tomado desde marzo se está traduciendo en crecimientos importantes para compañías que continuaron desarrollando su actividad a través de este canal, como Aromas, para la que representaba a 31 de agosto cerca del 7,5% de las ventas totales, con un crecimiento hasta el 15 de septiembre superior al 73%; Perfumerías Prieto, que llegó a aumentar un 125% durante el confinamiento; Perfumerías Laguna; Paco Perfumería; San Remo, que también preveía impulsar la venta online; o Isoleé, que aprovechó el cierre temporal para abordar su plan online 2020, ampliando su presencia comercial a 32 países de Europa, Estados Unidos y Centroamérica.

Al mismo tiempo, para muchas otras compañías el comercio online es un proyecto en desarrollo. Es el caso de operadores como el grupo salmantino Juan Alberto Recio, el malagueño Andiex, la jienense Molina Hermanos (propietaria, desde el verano de 2019, de 5 ‘Eme Perfumerías’ tras escindir actividad con Muñoz y Molina), la barcelonesa Casa Vicentó o la asturiana Perfumerías Yaya.

Y en la evolución que el sector augura a la venta vía internet entra en juego la variable de los pure players, generalistas como Amazon, y especialistas como Perfume ’ s Club. Este último también ha implementado iniciativas en beneficio de la mejora de la experiencia del cliente, como una asesora de estética online, y ha incorporado la nutrición y la nutricosmética a su portafolio de ventas.



Compartir por e-mail

Recibe nuestras Newsletters

¿Ya estás registrado? Gestionar sin cuenta Alimarket

Marca los sectores que te interesan y recibirás una newsletter diaria con los titulares de las principales noticias

<

Gestiona tus preferencias a nuestras Newsletters

Recibirás un mail de acceso para gestionar tus preferencias de newsletters